Indígenas argentinos recibirán la traducción de la Biblia en el idioma Toba Qom

Indígenas argentinos

El equipo de traductores tobas de la Sociedad Bíblica Argentina, que trabajan en Peña, interior de la provincia del Chaco, ha comenzado con la traducción del libro de Daniel. Luego solamente quedará Ester, y así, Dios mediante se culminará con la traducción de toda la Biblia al Qom.

Ernesto Lerch, Coordinador de Programas de Sociedad Bíblica Argentina y participante en directo de este importante proyecto de traducción, nos comparte la experiencia de verlos en plena tarea.

La Provincia del Chaco es una de las 23 provincias de la República Argentina, situada en el nordeste como parte de la Región del Norte Grande Argentino. Se la considera «joven» porque fue creada luego de la Organización del Estado Nacional. Su economía se apoya en el sector primario, donde se destacan los cultivos de algodón, soja, la producción de ganado vacuno, y la extracción de madera.

Cuenta con una de las mayores poblaciones aborígenes integrada por mataco – guaycurúes (wichís, también llamados matacos, qom conocidos comotobas y mocovíes), como también por numerosos descendientes de inmigrantes de Europa Central y Oriental; checos, eslovacos, búlgaros, croatas, montenegrinos e italianos.

“Avanzamos hasta el capítulo 5 – relata en su informe el Consultor Exegético en Antiguo Testamento, el Doctor Samuel Almada- y luego volvimos con la rutina de la retro-traducciónal primero”.

La tarea es tan apasionante como compleja: “…buscar y no encontrar una palabra en Toba para legumbres (Dn 1.16) y finalmente acordar la utilización de un término genérico como “plantas comestibles”; pasamos al párrafo siguiente, (1:17) que hace alusión a la importancia que tenían las “visiones y sueños” y su interpretación en el pensamiento de los pueblos del Medio Oriente Antiguo, pues eran medios de comunicación con la divinidad. La misma Biblia muestra cómo Dios puede revelar su voluntad a través de ellos. En este tema parece que los pueblos indígenas, incluidos los tobas, tienen una mayor sensibilidad y capacidad para entender y comprender, que quienes pertenecemos a esta sociedad occidentalizada”.

Es que la vivencia ancestral toba suele incluir sueños y visiones, y así de esta manera se logra articular mucho mejor esta expresión del texto bíblico. Sin embargo, no deja de sorprender que resulte más preciso traducir al toba la expresión: “visiones y sueños” que “legumbres”. ¿Sabían que algunas historias bíblicas son más cercanas a la cultura Qom que a la nuestra y que algunos valores y principios del texto sagrado pueden ser vivenciados con mayor facilidad en las comunidades aborígenes?

Muchas veces lo común y usual para nuestra cultura o en la de la propia Biblia, resulta ajeno a la cosmovisión toba, y allí radica el gran desafío de traducir las palabras de la Palabra, con la intención de que las mismas puedan producir hoy un impacto equivalente al producido en los oyentes originarios. Y así, el trabajo de traducción se materializa en cada encuentro

.
Las legumbres, base de la alimentación de Daniel ysus jóvenes amigos según el caso citado, son remplazadas en estos encuentros por las tortillas de harina con mates bien dulces; y los sueños, que se sueñan despiertos visualizan de manera casi palpable ese momento esperado cuando la Biblia esté disponible en las manos de la comunidad.

El primero en trabajar el texto es Rafael, quien presenta al resto del equipo un primer borrador de la traducción trabajado previamente y que será leído en voz alta casi siempre por Pedro; mientras Rubén atento y con la vista enfocada en cada línea registra los aportes del equipo. El texto pasa del castellano (se utilizan distintas traducciones en castellano como texto fuente) al toba, luego del propio toba al castellano en un ejercicio al que llamamos retro-traducción.
Samuel coteja el documento “toba castellanizado” con el hebreo, y de allí vuelve a los traductores todas las veces que sean necesarias hasta lograr el texto pretendido.

Tomo textualmente del reporte:

• “¿Cómo resolvemos en toba la descripción de la cuarta persona que está en el horno de fuego junto a los tres compañeros? (Dan. 3.25) Las versiones DHH y TLA lo llaman “ángel”, y las versiones RVC y NVI lo llaman “hijo de los dioses” y “con apariencia de un dios” respectivamente. Con esta última forma también coincide la Biblia de Jerusalén y el original arameo = bar ‘elohin = “hijo de dios o los dioses”. – propongo la expresión: “namaxashec piguem le’ec” que significa “enviado del cielo”.

La palabra “namaxashec” se utiliza con el sentido de “enviado”, y también significa “siervo o esclavo”. Lo que ocurre, es que en el pensamiento toba, cuando se piensa en “enviado” es necesario aclarar un poco de quién o de dónde es enviado, por eso en este caso se agregó “del cielo”. Mejor continuemos con el contexto y luego volvamos a esta cita para decidir cuál es la traducción que más conviene”.

Me gustaría tener la posibilidad de registrar cada momento. Cuánto aprecio esta posibilidad de diálogo con hermanos nacidos en una cultura diferente. Disfruto de esa apertura cálida, esa disposición a compartir las propias historias, y la valoración mutua por la enorme riqueza de animarse a observar desde un lugar diferente, una misma lectura de la Biblia.

Luis, coordinador del proyecto y fiel anfitrión, se muestra más que entusiasmado en este tramo final. Su propia casa ha sido el lugar en donde semana de por medio, viene trabajando este equipo de traductores que sueñan y que a su vez nos hacen soñar a todos quienes creemos que Dios, también habla y entiende perfectamente, el idioma toba.